Management

Cuando no hay lechuga hoja de roble en el buffet de ensaladas…

Javier Fañanás

Director de proyectos y consultor
www.smart-management.es

Me gustaría comenzar con el famoso y recurrente tópico de "Uno que ya peina canas..." para reforzar que lo que sigue es fruto de mi gran experiencia y conocimiento del tema; sin embargo, los que me conocéis sabéis que ni una cosa (peinar canas es incompatible con alopecia) ni la otra (experiencia sí acumulo pero no tengo la potestad de la verdad absoluta), por lo que lo que sigue es una reflexión personal que no pretende ser un dogma ni molestar a empresas no mencionadas aquí. Y para matizarlo todavía más, es obvio que no conozco todas las empresas.

Cuando uno lee los rankings de "Mejor Empresa para Trabajar" o "Great Place to Work" no puede sino experimentar una pizca de envidia (¿Por qué no estoy yo allí?) o de rebeldía (Allí sí que tienen condiciones buenísimas, no como en mi empresa) o de frustración (Estoy perdiendo mi talento en esta empresa).

Amigos, siento deciros que esos lugares no son perfectos. El ranking de las top 5 de Actualidad Económica 2016 es KPMG, BAT, Gas Natural Fenosa, Mutua Madrileña y EY, grandes compañías en las que no todos seríamos felices y que no nos admitirían a la mayoría de nosotros, por lo menos a mí. Cada una de ellas destaca en aspectos distintos (conciliación, retribución, desarrollo, empleabilidad, etc) y eso está muy presente en el ranking y en el posicionamiento e imagen de la empresa en el mercado del talento.

¿Y las que no aparecen en el ranking? Hay muchas que no participan en este tipo de campañas, muy respetables ambas posiciones, y dedican sus esfuerzos a actividades de perfil distinto. Personalmente no creo en este tipo de rankings y me fío más de mi experiencia, de las prácticas que veo, de lo que me cuentan personas de mi confianza, de la coherencia entre lo que hacen y lo que predican (¿Cuántas empresas conocéis que afirman que el principal activo de la empresa son sus empleados pero a la vez publican políticas trufadas de desconfianza hacia los mismos?), de cómo cuidan en realidad a sus empleados.

Ese empleado que se queja de que - aunque hay un buffet de ensaladas excelente y una plancha para asegurar la comida sana en el comedor de la empresa - no hay lechuga de hoja de roble, y eso es un drama, merece un baño de realidad, no solo para que se dé cuenta del beneficio del que disfruta sino para que vea como está el mundo real. Quizás las 5 top del ranking tienen hoja de roble en su buffet, o quizás no, pero esa no es la referencia: creo que todos estaremos de acuerdo en que el mercado es el de aquellas empresas de mi entorno en las que aspiro a trabajar o de otros lugares si soy móvil, y allí es donde debo valorar la hoja de roble. O sea, que es humano quejarse y ver el césped más verde en el jardín del vecino, pero no por ello desvirtuemos lo que tenemos y disfrutamos.

Vale, y ahora preguntareis: ¿Cuál es la mejor empresa según tu criterio? No puedo responder (como buen consultor tendré que hacer un quiebro) con precisión porque mi universo no es infinito. Pero una vez hecho ese matiz, de las empresas en que he trabajado o visitado por mi labor de consultoría, creo que Dow Chemical es la compañía que en conjunto ofrece las mejores condiciones en cuanto a retribución, desarrollo, potencial de crecimiento, respeto por las personas, conciliación, etc. Y el hecho de que esté situada geográficamente en la zona de impacto de este medio para el que escribo nos debe hacer constatar que las referencias no siempre están en Madrid o Barcelona o Silicon Valley.

Espero que el resto de las empresas para las que he trabajado como empleado o como asesor no me lo tengan en cuenta; no matéis al mensajero, concentraos en qué prácticas tengo que cambiar para que en el próximo articulo mi empresa salga como el referente ya que eso será un beneficio enorme no solo para tus empleados sino también para tu empresa. Y si ya estás bien no toques nada: el Sr. Burns no quiere ser Homer Simpson ni viceversa.