Messer Ibérica y la URV consolidan su colaboración

El fabricante de gases industriales y la Universitat Rovira i Virgili renuevan convenios existentes y amplían su colaboración al área de ingeniería y técnicas de bioprocesos alimentarios

Los representantes del gasista con la rectora de la URV. FOTO: CEDIDA.
Redacció / Vila-seca

Messer Ibérica y la Universidad Rovira i Virgili han firmado este martes la renovación del convenio marco que rige la colaboración entre ambos desde 2013 y en cuyo marco se vienen realizando diversos proyectos de reconocimiento a la excelencia, entre la compañía y la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Química (ETSEQ) y la Fundación de la URV que tienen su expresión en varios Premios Messer, tanto para estudiantes de ingeniería química como del MBA.

Al acto, que se ha celebrado en la sala de juntas del rectorado de la URV, ha asistido María José Figueras, rectora de la Universidad y Montse Ferrando, directora de la Escuela Técnica de Ingeniería Química y responsable a su vez del grado de ingeniería y técnicas de bioprocesos alimentarios; así como Rubén Folgado, director técnico de Messer Ibérica y Marion Riedel, responsable de comunicación.

En este acto se ha firmado un nuevo convenio para el premio al mejor anteproyecto integrador del 2o curso de Grado de Ingeniería de Bioprocesos Alimentarios (GEBA) y del Grado de Técnicas de Bioprocesos Alimentarios (GTBA), carreras que se imparten en la ETSEQ. Messer, cuya gama de productos comprende también gases alimentarios, dispone de un amplio know-how en el campo de aplicaciones de gases para el sector alimentario. El gasista aportará su experiencia en este campo mediante clases específicas, como por ejemplo el envasado de alimentos en atmósfera modificada.

La empresa financia la matrícula del máster del estudiante, define el contenido de su proyecto y lo supervisa y ofrece la posibilidad de realizar prácticas en sus plantas

Ambas partes han renovado también el convenio para el premio Work Experience Messer-ETSEQ para estudiantes de Máster de Ingeniería Química. La cuarta edición de la entrega de este premio tuvo lugar hace cuatro meses en el mismo lugar. Basada en el convenio Work Experience, la empresa financia la matrícula del máster del estudiante galardonado, define el contenido de su proyecto y lo supervisa y ofrece al estudiante la posibilidad de realizar prácticas en sus plantas.

Tanto la universidad como la empresa Messer han subrayado que iniciativas de esta naturaleza son beneficiosas para todos los involucrados: La estrecha colaboración entre universidad y empresa es de gran valor para la educación de los estudiantes y fomentar el talento. Los estudiantes aprecian la oportunidad de ganar experiencia laboral. Las empresas promueven sus estudios, se presentan como futuros empleadores y proveedores de la industria y utilizan el contacto cercano para la búsqueda de talentos.